Salud

Sandía : propiedades únicas de la reina del verano

En verano, la reina de las frutas es la sandía. Refrescante, sabrosa y dulce,aporta casi un 90% de agua y es la mejor forma de hidratarnos.

Pero además ofrece muchas propiedades y beneficios para la salud y es apta para muchas personas. Seguro que no faltará en las mesas durante estos meses. Descubre a continuación todos los beneficios de la sandíapara que la incluyas en tu dieta de verano.

Amplia variedad de vitaminas y minerales

Una de sus particularidades es que contiene muchos nutrientes, como la vitamina A, B, C. Mientras que entre sus minerales destaca el potasio, el magnesio, el manganeso, el hierro y el fósforo… además de muchos otros, y esto regula el organismo y al sistema inmunológico.

Aporta licopeno

PUBLICIDAD

Además, la sandía es famosa por albergar licopeno, el pigmento antioxidante que da a la fruta su color rojo. Y esto es bueno para proteger el corazón.

Hidratación máxima

Como hemos adelantado, la sandía, junto al melón es una de las frutas con mayor cantidad de agua. Por tanto, además de ser una de las frutas del verano, se recomienda durante esta época porque es una de las formas más saludables de hidratarse.

Sin grasa y baja en calorías

Otro de los beneficios de la sandía es que no tiene grasa y es baja en calorías. Aunque lleva algo de azúcar es menor que en otras frutas, por lo que es una fruta buena y muy saludable.

Efecto antioxidante

Gracias al licopeno y el agua que contiene, esta fruta es altamente antioxidante. Este hecho es fantástico para mitigar el envejecimiento y reparar algunas arrugas de nuestra piel que surgen por el paso del tiempo.

Con fibra

Si bien lleva menos fibra que otras frutas, su cantidad es importante. La fibra nos regula el aparato digestivo, nos previene del estreñimiento y nos hace sentir mejor por fuera y por dentro.

Ayuda contra el dolor muscular

La sandía también puede ayudar a reducir el dolor que aparece en ciertos músculos cuando hacemos ejercicio.

Versatilidad

La sandía es muy versátil. Por lo que, en la cocina, nos la podemos comer de diversas maneras, en forma de zumo, junto a quesos, acompañando otros platos… y a la hora que uno quiera durante todo el día.

Related posts

Contra el colorrectal, ¡Viagra!

EL Post

Ley Justina

EL Post

Las consecuencias de consumir harina refinada

EL Post

Antibióticos naturales: efectivos, económicos y al alcance de todos

EL Post

Helados caseros : recetas prácticas y naturales

EL Post

Monóxido de carbono

EL Post